ESPERANZA EN UNA RAQUETA. Esteban Sevilla esta al frente de un programa para personas discapacitadas...
Usar puntuación: / 4
MaloBueno 
Jueves, 15 de Abril de 2010 08:32

Esperanza en una raqueta

Publicado el 15/Abril/2010 | 00:10 DIARIO HOY Quito.

Esteban Sevilla está al frente de un programa para personas discapacitadas



Gratitud. Con esa palabra Esteban Sevilla resume la iniciativa de su proyecto de establecer una escuela para aprender tenis de mesa para personas en silla de ruedas.

Hace 28 años, su hermano Juan le inscribió en un curso vacacional de tenis de mesa, lo que fue el inicio para su carrera. Los años pasaron y nació su sobrino Juan Sebastián y mientras crecía le detectaron parálisis cerebral, el cual lo mantiene inmóvil en una silla de ruedas.

Gracias a su hermano, Sevilla descubrió el tenis de mesa y ahora, de alguna manera, espera recompensar ese hecho enseñando gratuitamente este deporte a personas discapacitadas.

"Ya que no puedo enseñarle a mi sobrino, le veo a él en cada joven que aprende. Trato de ser grato con la vida y con la oportunidad que me dio mi hermano", señaló Esteban Sevilla.

Sebastián Espín, de 14 años, es el primero en integrarse a los entrenamientos. Él tiene parálisis cerebral producto de prematurez extrema. Nació de 26 semanas y pesaba una libra y media. Su padre recordó que fue un milagro que viva, porque el porcentaje de posibilidades era muy bajo.

"La única afección que él tiene es la parte motriz inferior. El resto está completamente íntegro y hasta es más inteligente que uno", dijo Danilo Espín.

El primer módulo se inició en abril y durará hasta mayo. Esperan contar con 15 personas, para que desarrollen sus capacidades en este deporte en el coliseo de la Universidad San Francisco, en Cumbayá.

Danilo fue seleccionado de Tungurahua en este deporte en sus años de colegio y sus hijos heredaron lo que su padre hacía. "Él fue una influencia, porque yo quería hacer algo parecido. Siempre tuve el apoyo para dedicarme al deporte", afirmó Sebastián, quien juega también tenis de campo y por esa razón el aprendizaje del ping pong se facilitó para él.

Esteban decidió destinar una parte del presupuesto que maneja de los auspicios de su hijo Sebastián, que se destaca en el tenis de mesa. Ese dinero lo invirtió para comprar implementos y que los futuros estudiantes estén cómodos en el lugar de entrenamiento.

"Es abierto. Nos gustaría que fueran más jóvenes, pero son bienvenidos todos. No es un limitante. Por el presupuesto que tenemos va a durar dos meses, pero esperamos lograr más auspicios y hacerlo más largo", comentó Sevilla.

"Me gusta mucho este deporte y me decidí a practicarlo cuando Esteban me invitó. Como juego tenis de campo, eso me facilitó un poco para aprender los golpes", dijo Sebastián, quien estudia en el colegio Terranova, en segundo curso.

"El deporte es un milagro. No lo imaginamos sin una actividad deportiva. Habría un nivel de depresión que no tenemos idea, pero el deporte lo ha llevado muy adelante", destacó el padre.

En ese sentido, Esteban concuerda en que el deporte, en este caso el tenis de mesa, aporta para mantener la autoestima alta.

"Esta científicamente comprobado que una persona discapacitada entra en un estado de depresión. El deporte funciona como una terapia y a mi también me enriquece como entrenador. Era la parte que tal vez me faltaba", finalizó. (AGM)


Más datos

Los interesados pueden inscribirse gratuitamente en la página www.pingpongpower.com.ec.

El entrenamiento se realiza los martes y jueves por una hora en la Universidad San Francisco.

Sevilla espera incluir la categoría de silla de ruedas en el abierto que se realizará en septiembre.

A escala mundial, existen 11 categorías deportivas, dependiendo de su discapacidad.

El próximo 23 de abril y 24 de abril se realizará un abierto en las instalaciones de la universidad.
 

 

Joomla Templates and Joomla Extensions by JoomlaVision.Com